25 de junio de 2013

James LaBrie adelanta material de su nuevo disco solista

Impermanent Resonance, 4to disco solista del frontman de Dream Theater, estará a la venta a partir del 29 de Julio en Europa y el 6 de Agosto en Estados Unidos.


"Revolearás la cabeza y tu sangre correrá como combustible de avión", aseguró el cantante al referirse a Agony, nuevo corte de difusión que en sus palabras no es más que un breve adelanto de las otras 11 canciones del disco, que prometen un paseo dinámico y profundamente emocional.

'Agony', primer single de Impermanent Resonance - 4to disco solista de LaBrie - ya está disponible para escuchar online.


19 de junio de 2013

Halestorm & Adrenaline Mob arrasaron en Flores

Por Víctor Spinelli, para Rock.com.ar

Dos de las bandas más importantes del presente rockero no-mainstream internacional, se presentaron – ambas por primera vez en nuestro país – el pasado sábado 15 de Junio en el Teatro de Flores.

Lzzy Hale, Halestorm. Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar

Una juntada al menos extraña. Mientras que Halestorm surfea con naturalidad por ritmos rockeros, si, enérgicos y por momentos ‘pesados’, pero decididamente más cerca del punk moderno que del heavy metal, el súper grupo puesto en forma por el ex baterista de Dream Theater, pisa fuerte con una propuesta francamente metalera ¿Qué nos deparaba entonces el destino, en esta esperada noche de Junio?

Calentando motores.

Minutos después de las 19, ante una respetable muchedumbre a pesar de la hora, el reconocido cuarteto de metal progresivo de zona oeste, Presto Vivace, haría las veces de opening act aprovechando para adelantar material de su próximo disco. Con formación renovada – y la necesaria vuelta del entrañable vocalista Gabriel Chaperón -, el proyecto del virtuoso bajista Marcelo Pérez Schneider, completado Pablo Hernán en guitarras y Rodrigo Fiori en batería, dio cátedra con un arrollador set de 3 piezas con las que, a pesar de la escasez numérica, sobrevolaron los 30 minutos de show: la nueva ‘Cada Emoción’, la clásica y genial marca registrada ‘La Dictadura de las Máquinas’, y una más de la próxima placa: ‘Corazones iluminando’. A juzgar por las reacciones, Presto se ganó varios nuevos fans.

Alrededor de las 20 llegaría Cruel, el quinteto rockero alternativo fronteado por Guadalupe Molina en voces, y secundado por Carlos Carrillo y Germán Petronio en guitarras, Matías Panisello en bajo y simplemente ‘Germis’ en batería. Enérgicas, crudas, sonaron ’Reason to Live’, ‘Spark’, ‘You Don’t know’, el clásico de Skid Row ‘Monkey Business’, ‘Freedom’, y el primer corte de difusión de la banda, ‘Everything’.

Adrenaline Mob: la pandilla hace las reglas.

Pasadas las 21, y entre impacientes y joviales cánticos (“Ponelo a Portnoy la puta que los pario, ponelo a Portnoy…”), la sala quedaría nuevamente a oscuras para ofrecer el primer plato fuerte – me adelanto: el más fuerte – de la noche.

Con el clásico de Johnny Cash ‘God’s Gonna Cut You Down’ de fondo, John Moyer (Disturbed), Mike Orlando (Sonic Stomp) y los largamente vitoreados Russell Allen (Symphony X) y Mike Portnoy (The Winery Dogs, Flying Colors, ex Dream Theater), tomarían posición: Adrenaline Mob – AMob -, la pandilla, había llegado a la cuadra.

‘Psychosane’, ‘Feelin Me’ y ‘Down To The Floor’ sería la explosiva y metalera terna elegida para iniciar un show que, durante alrededor de una hora, mantendría a los fieles en un metafórico borde del asiento. Ahí nomás bajarían las revoluciones con la casi balada, ‘Angel Sky’, para volver a levantar con dos de alto impacto: el single ‘Indifferent’ y luego ‘Believe Me’.


El show, de por si emotivo dado que, finalizada la gira el baterista y experto armador de súper grupos Mike Portnoy dejaría la banda, se volvió aun más sentimental cuando se anunciara la canción que venía: escrita por el vocalista y Mike Orlando, hace referencia a la pelea de la mismísima hija de Allen contra el autismo: “1 de cada 4 niños en EEUU sufren de autismo”, informó el corpulento cantante, “esta canción la escribí como padre de familia, y como esposo, para concientizar”: la preciosa melodía de ‘All On The Line’, e infinitos aplausos y ovaciones para una interpretación impecable, profundamente sentida. Lo sabemos: cuando la buena música hace equipo con las más nobles emociones, la fórmula es infalible.

La presentación de AMob no defraudaba. No podría hacerlo, aunque quisieran: Mike Portnoy, bien conocido por su virtuosismo instrumental pero también por su calidad de showman, manifiestamente feliz y más afilado que nunca, con cada golpe ganaba un fan. Allen, inoxidable, transmitía el mensaje con una claridad poca antes vista. La contundente base en el bajo de John Moyer y la vertiente rítmica del desbocado e inquieto Mike Orlando, a la que se sumarían sus intrépidos sólos pintaba un cuadro difícilmente reproducible. Todo estaba en su lugar, y el momento era inapelable.
Mike Portnoy, Adrenaline Mob.
Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar
En este clima llegarían las últimas: digna de los grandes del heavy metal, ‘Hit The Wall’ recalentaría el ambiente para una inesperada ygritonamente recibida sorpresa: la particular interpretación del cover ‘Come Undone’, de Duran Duran contaría, como en el disco, con la participación de Lzzy Hale. A pesar de los problemas de micrófono primero y, seamos sinceros, algunos problemas de afinación por parte de la dama, después, la audiencia quedaría francamente satisfecha y preparadísima para los dos que sellarían el demoledor concierto a fuego: ‘Undaunted’ y el cover que hace alrededor de 2 años atrás fuese algo así como la presentación de la banda al mundo y luego, hace escasos meses, formaría parte de Coverta, segunda incursión larga duración de la banda: ‘The Mob Rules’, de los reunidos Black Sabbath.

Entonces, con la música original de El Padrino como cortina, Adrenaline Mob dejaría en el escenario, sobre todo, un desafío. Difícil misión la que le tocaría a Halestorm luego de semejante terremoto.

Halestorm: una cuestión de sangre.

El cuarteto fundado por los hermanos Elizabeth ‘Lzzy’ y Arejay Hale (Hale + Storm), y completado por Joe Hottinger y Josh Smith llegó al escenario pasadas las 22, con una misión comprometedora: superar – o al menos mantener – el ambiente que AMob dejara tras su arrasador show. No es broma: apenas finalizado el concierto de Portnoy y amigos, importantes porciones de público habían dejado el recinto, conformes al obtener lo que habían ido a buscar.

Pero si hay algo que a Halestorm no le falta, es actitud. Apenas transcurridos unos minutos, los 4 rompían nuevamente el murmullo de los charlatanes seguidores con dos de las más pesadas del set: ‘Love Bites (So Do I)’ e ‘It’s Not You’. Un peligroso resbalón en medio de la locura de ‘Freak Like Me’ hizo dudar, erróneamente, del temple de Lzzy para seguir adelante con la misma energía que había arrancado. Boba y maliciosa duda, desarmada al instante por la incansable y jovial cantante que, sin inmutarse, ya de pie y sin saltear un sólo compás siguió adelante como si nada.



Redoblando la apuesta, el show seguiría por caminos pesados: ‘You Call Me A Bitch Like It’s A Bad Thing’ y ‘Dirty Work’ llegarían como preludio de la sección más melódica de la noche: ‘Innocence’, la más movida ‘Rock Show’, y volviendo a bajar ‘Break In’ y ‘Familiar Taste Of Poison’.

Acto seguido, el artificialmente pelirrojo Arejay Hale, a solas con su instrumento, deleitaría con una demostración de virtuosismo baterístico sin destino musical alguno pero técnicamente inmaculado, y con un acertado toque de humor al cerrarlo utilizando dos palillos realmente gigantezcos.
Con todos de vuelta, sonarían dos de corte metalero, un cover, ‘Straight Through The Heart’ (Dio) y ‘Daughters of Darkness’. Finalmente, dos más rockeros: ‘Mz. Hyde’ y ‘I Get Off’ cerrarían parcialmente el encuentro, dejando el escenario desierto. De vuelta, aun quedaban 2: la balada ‘Here’s To Us’, y el fin con un hit inevitable: ‘I Miss The Misery’.

Halestorm. Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar
Halestorm dio un show correcto, potente, hizo muy bien todo lo que fue a hacer, dejando a su público más que satisfecho. AMob eclipsó por su potencia e intensidad. Es lógico: no se puede esperar otra cosa de semejante combo de consagrados.

Pero queda dando vueltas la idea: ¿No hubiese sido más acertado un cartel con Portnoy y Allen a la cabeza?

Fuente: www.rock.com.ar

11 de junio de 2013

Atzmus en el Roxy Live: volver a la esencia

Por Víctor Spinelli, para Rock.com.ar

El cuarteto se presentó nuevamente en el reducto palermitano, esta vez para presentar su disco más reciente: ‘No hay mundo sin amor’.

Atzmus. Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar

Dios trabaja de maneras misteriosas, suele decirse, y es probable que la Fé sea uno de los misterios más difíciles de descifrar. Quizás – sólo quizás -, la mejor manera de comprender el fenómeno sea centrándose en el mensaje y no en el concepto de Fé como tal. Lo sé, este no es el espacio para tal discusión, pero siempre es bueno dejar algunas puertas abiertas.

Atzmus es una banda de rock, de rock pesado. Pero también es un grupo conformado por 4 personas rebosantes de Fé ¿En qué? ¿En Dios? ¿En cuál? ¿En el de quién? Si se tratara de un cuarteto de judíos, o de católicos, de evangélicos, mormones o budistas, la respuesta sería más simple… y cerrada. Pero no: el mensaje de Atzmus va más allá de los personalismos divinos: Es una Fé mucho más terrenal, mucho más palpable en lo cotidiano, en el día a día: el amor, la hermandad, la colaboración son los elementos de esta Fé: la Fé en la Esencia humana.

El pasado 6 de Junio Atzmus volvió a pisar fuerte en escenario del Roxy Live para presentar disco nuevo: ‘No hay Mundo sin Amor’. Con una apuesta decididamente más pesada que su antecesor ‘Ciudad de Luz’, el cuarteto recorrió de punta a punta la nueva producción ante una sala repleta y en el clima íntimo, casi de entre casa, al que nos tienen acostumbrados.

‘Contra la Corriente’, ‘Dulce Mar’ y ‘Evolución’ fue la terna que rompió, alrededor de las 21:30 – y luego de los rockanroleros Indeorn -, con el parco murmullo característico de toda espera. Desarmado el silencio, formalizado el llamado, llegaría la que da nombre al nuevo trabajo – ‘No hay Mundo sin Amor’ – y, tras un sentido elogio a ‘lo importante’, ‘lo que está adentro’, ‘la esencia’, un refuerzo para el contacto con el interior: ‘Conexión Directa’.

Atzmus. Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar
En seguida llegarían dos de la primera placa, que tendría su merecido lugar en el setlist: ‘Vuelve a Empezar’ y ‘La Ultima Generación’, y otra del más nuevo, ‘Armonía’, que dejaría el terreno allanado para un breve pero aplanador sólo de batería de ‘El tractor’ Arrúa. Luego seguirían ‘Pan’, un insólito mix de las cuasi baladas ‘Lagrimas para crecer’ (de ‘No hay Mundo…’) y ‘Jardines de Fuego’ (de ‘Ciudad de Luz’), un poco más de magia instrumental en manos del ilusionista Javier Portillo, y una más del último disco: ‘No es Cuestión de Suerte’. Aprovechando el clima poguístico metalero, dos más del trabajo anterior, en clave pesada: ‘Un Mundo Nuevo’ y ‘El 10 del 7′.

Después de casi 1 hora y media de show a toda máquina llegarían las últimas, como una sola historia: ‘Volvé a Tzion’ – como recogimiento interior -, ‘No corras Más’ – ¿Para qué correr, si lo que necesitamos está aquí mismo, dentro de cada uno? -, ‘Juntos al Este’ – hacia delante, en comunión, con un destino común – y, luego de un brevísimo receso a telón cerrado, el hit, la infaltable: ‘Ciudad de Luz’.


Eliezer Barletta y Emanuel Cohenca – voz y guitarras, respectivamente – son judíos religiosos. Josué Arrúa y Javier Portillo – batería y bajo – son cristianos devotos. Así y todo, contra toda expectativa – o más bien contra toda costumbre -, los 4, juntos, le cantan al Amor. Universal. Esa es la novedad fundamental de Atzmus: el mensaje no es de idolatría para con (un) Dios, sino para la humanidad. Es un llamado a dejar las comodidades, ponerse a trabajar, transmitir ‘la buena nueva’. Y la primera manera de pregonarlo, es con el ejemplo: Juntos, en abrazo.

6 de junio de 2013

Dream Theater anuncia nuevo disco

Según publicaron en su sitio web, el nuevo trabajo de estudio llevará el nombre de la banda - Dream Theater , y será lanzado en Estados Unidos el 24 de Septiembre de 2013.


"Veo cada nuevo álbum como una oportunidad para volver a empezar", dijo Petrucci. "Para construir o mejorar una dirección que ha ido evolucionando con el tiempo o para abrir nuevos caminos. Este es nuestro primer álbum homónimo y no se me ocurre nada más fuerte para hacer una declaración de identidad musical y creativa. Hemos explorado a fondo todos los elementos que nos hacen únicos, desde lo épico e intenso hasta lo atmosférico y cinematográfico. Estamos muy entusiasmados con 'Dream Theater' y no puedo esperar a que todos lo escuchen".

'Dream Theater' será el treceavo larga duración de la banda, y primero íntegramente compuesto y grabado junto a Mike Mangini como baterista.


+info: www.dreamtheater.net

4 de junio de 2013

Atzmus presenta “No hay mundo sin amor”

Por Víctor Spinelli, para Rock.com.ar

Atzmus es indudablemente una de las bandas más originales de la escena local de los últimos años. Por su estética, sí, pero también y sobre todo por el mensaje vivo que, como hilo conductor, se cuela moldeando todas y cada una de sus composiciones: que “si no hay amor, no hay compasión, ni evolución”.


Entrevista con Eliezer Barletta, a días de la presentación del nuevo disco de la banda, 'No hay Mundo sin Amor'

‘Ciudad de Luz’ fue muy bien recibido, desde que salió la banda ha crecido bastante ¿Cómo lo están viviendo Uds.?

Con mucha pasión y alegría, pero sabemos que no es algo mágico. Trabajamos muy duro para que así sea. Hoy el crecimiento de una banda insume muchísimos aspectos que no solo pasan por tocar y sonar bien, hay un factor humano inevitable que debe ser cuidado y cultivado tanto o más que lo musical para que el crecimiento no sea desparejo o deforme y el éxito no se transforme en pesadilla. Muchas veces hay que hacer terapia de grupo y poner los fundamentos que armonicen a las personas para un buen trabajo en equipo. Decir las cosas que te molestan o te duelen es clave para desarrollar un crecimiento sano. Ese trabajo con uno mismo es lo que te permite crecer fuerte. Como dice el tema Evolución: “No se trata de cambiar, sino de crecer”.

Hace poco tocaron en el Pepsi Music ¿Cómo fue estar en el mismo escenario en que horas después sonarían The Hives, The Black Keys, Pearl Jam?.

¡Importantísimo! Por sobre todas las cosas fue un desafío que nos ayudó a crecer y mejorar en muchos aspectos. Se dio justo en una etapa donde estábamos dando a luz el segundo disco, “No hay Mundo sin Amor”, que de hecho algo se escuchó por primera vez en ese escenario, y de alguna manera marcó una mentalidad nueva de trabajo. Presentar un segundo disco en el escenario principal del Pepsi es algo increíble, y más cuando es la propia gente la que te elige para estar ahí, ya que la banda tuvo el privilegio de ganar el concurso de Geiser Discos, donde participaban más de 25 bandas nacionales.

Ahora, a punto de presentar disco nuevo ¿Qué les queda de esta primera etapa?

¡Puff, queda de todo! Pero en especial el cariño de la gente. Saber que en un show tenés gente de Mar del Plata, que viajo 6 horas en micro solo para ver a la banda en vivo, es muy fuerte. Ni hablar de los fans de Chile, Perú, México, Rusia y otros tantos países que uno no lo puede creer. Lo decimos siempre, lo mejor que tiene Atzmus es la gente, ellos son quienes hacen esto posible.

¿De qué se trata ‘No hay mundo sin amor’?

En este disco se puede apreciar un Atzmus mucho más sólido y contundente, con un audio más maduro y definido, con climas muy variados y experimentales. ‘Evolución’, por ejemplo, es un tema que invita a dejar de lado el egoísmo y la individualidad con frases como: “Si no hay valor, no hay protección. Si no hay amor, no hay compasión, ni evolución”.

Este disco propone generar una nueva conciencia y una revolución social que evite la autodestrucción de la vida en cualquiera de sus formas, provocando un retorno al más primario de los fundamentos de nuestra existencia: El amor! Toda la temática del disco gira sobre este eje. Como dice el estribillo que le da nombre al disco: “Amar es dar, amar es ver, amar es fuerza, amar es Ley. Amar es paz, amar es bien, amar es vida, amar es poder”. Creemos que esta es la vacuna para todos los males de la humanidad. Muchas veces el amor cura lo que las pastillas no pueden curar. No es una tarea fácil ni una frase que suena bien, hay que dejar el ego de lado y empezar a pensar en el bien del otro. O como cita otro de los enunciados del disco: “Cuando vez algo que funciona mal y podes cambiarlo, es el llamado para despertar y arreglar el daño. Pero si solo vez lo que esta mal, criticando a diario, día tras día te hundís en el fango de tu fracaso”.

Dice Javier Portillo, bajista de Atzmus, en un post que dejo hace unos días en su Facebook: “El amor se demuestra con hechos, mas allá de toda creencia, nosotros vamos a usar cada nota y cada palabra para recordarnos que es indispensable”. Las llaves para la liberación están guardadas en los puños rígidamente cerrados de nuestro propio ego. Somos todos prisioneros. ¡Pero estamos sentados sobre las llaves!


¿El disco mantiene la misma línea musical y conceptual de ‘Ciudad de Luz’?

Si y no. Tuvimos algunas limitaciones durante el proceso de grabación que nos privo de ciertas libertades musicales. No obstante, estamos muy contentos con el resultado de la composición, el audio y la linea melódica de las 12 canciones del disco, porque conservan su olor a Atzmus y eso fortalece la personalidad de la banda. Hacer un disco es como tener un hijo: Lo creas totalmente enamorado, tarda unos 9 meses en estar terminado ¡y nunca hay dos iguales! Cada uno tiene su propia identidad y la gente lo va absorbiendo con el tiempo.

Este Jueves 6 de Junio lo presentan en el Roxy Live ¿Qué nos pueden adelantar del show?

¡Mucha pasión y energía! Vamos a dejar todo en el escenario para que ese show sea especial. Además de revivir los mejores temas de “Ciudad de Luz” (Hijo del Vientre, Juntos al Este, Vuelve a Empezar, Un Mundo Nuevo, etc.), esta será la primera vez que las 12 canciones de ‘No hay Mundo sin Amor’ dejan la calidez del estudio para sembrarse en un referente masivo para todo tipo de público y edades. Les pedimos a todos que vayan lo mas temprano posible para que nadie se quede afuera. Además, contamos con la participación de Indeorn como banda invitada, músicos amigos y toda la familia de Atzmus que sigue creciendo y sumando su fuerza día a día.

¿Qué viene después de la presentación?

Este el único show en Capital Federal que Atzmus realizará durante el 2013, para luego emprender una gira por los barrios. Vamos a tener un año con un circuito de shows constantes por todo el Gran Buenos Aires, algunas que otra provincia y si se confirma la presencia en algunos escenarios internacionales, tal vez nos llegue el turno y tengamos el privilegio de visitar a algún país limítrofe. Al mismo tiempo estamos empezando a trabajar en las canciones del tercer disco y en el fortalecimiento y consolidación de todo el equipo de trabajo que compone el staff de la banda.

ATZMUS se presenta este Jueves 6 de Junio desde las 20:30 en The Roxy Live Bar (Niceto Vega 5542)

Related Posts with Thumbnails