16 de octubre de 2013

Anathema volvió a emocionar en Flores

Por Víctor Spinelli, para Rock.com.ar

La banda de Liverpool volvió a la Argentina para presentar ‘Weather Systems’, su trabajo de estudio más reciente, editado en abril de 2012.

Anathema. Foto: Víctor Spinelli | www.rockenfotos.com.ar
Si hay una banda que ha sabido reinventarse constantemente, esa es Anathema. Mientras que a principio de los 90s fue un engranaje fundamental, junto a Paradise Lost y My Dying Bride, en el nacimiento y desarrollo del doom/death metal inglés; desde 1995 el estilo Anathema se ha embarcado en una mutación irreversible que, en la actualidad, se traduce en melodías complejas pero sutiles, voces claras y profundas, sonidos metálicos, progresivos y cada vez más espaciales. Todo esto coronado con líricas introspectivas, muy ligadas a lo espiritual, al amor, a la buena energía.

De eso se trata ‘Weather Systems’, el último álbum de estudio editado por el hoy quinteto liderado por los hermanos Danny y Vincent Cavanagh quienes, en esta nueva visita, llegaron acompañados por la vocalista y ahora miembro permanente Lee Douglas, el multi-instrumentista Daniel Cardoso en batería, y el también portugués Tobel Lopes en bajo y en reemplazo de Jamie Cavanagh.


El show arrancó tarde, alrededor de las 21.40. Pero, a juzgar por la evidente emoción del público cuando, ya con la sala a oscuras y aun a telón cerrado sonaron las primeras líricas de ‘A New Machine – Part 1′ – Pink Floyd -, el retraso se convirtió en una anécdota completamente olvidable. Ahí nomás estalló la sala con los primeros y alegres acordes de ‘Untouchable Pt. 1′. La historia había comenzado.

Con un sonido que tardó unos cuántos temas en acomodarse, el ya inaugurado y emotivo ritual siguió con más del último trabajo: ‘Untouchable Pt. 2′, ‘The Gathering of The Clouds’, ‘Lighting Song’, y algo del disco anterior, We’re Here Because We’re Here, en la misma clave voladora: ‘Thin Air’ y ‘Dreaming Light’.



Sin embargo, los primeros clásicos no tardarían en llegar: los casi 20 minutos que ocuparían ‘Deep’, ‘Emotional Winter’ y ‘Wings of God’, todos del aclamado Judgement (1999), serían sin duda el momento más explosivo de esta primera parte del show, que concluiría con 4 más algo más suaves: ‘The Beginning And The End’, ‘A Natural Disaster’ – con una actuación magistral de la pequeña gigante Lee Douglas -, la psicodélica y oscura ‘Closer’ y otra de tinte space rock: ‘A Simple Mistake’. Y la banda dejaría el escenario por unos minutos.

La elegida para la vuelta, la introspectiva y preciosa ‘Internal Landscapes’, sería la antesala de la segunda y última tromba de clásicos: un medley de 5 canciones, elegidas especialmente para el tour sudamericano, y dedicado a Darren White, Jamie Cavanagh, y demás músicos que pasaron por Anathema, así como para todos quienes apoyan y han apoyado a la banda en sus más de 20 años: ‘Shroud of False’, ‘Lost Control’, ‘Destiny’, ‘Inner Silence’ y la que quizás sea una de las canciones más tristes de la historia del rock: ‘One Last Goodbye’.

¿Ausentes? Injustamente ausentes, muchas: ‘Panic’, ‘Flying’, ‘Preasure’, ‘Angelica’, ‘Are You There’, ‘Forgotten Hopes’, y más, seguramente.

Sin embargo, había una imposible de evitar, pero que aun estaba faltando. Esa, como debía ser, fue la que dejaron para el final: ‘Fragile Dreams’ sería la correctísima elección que cerraría un show que, aunque con algunos problemas de sonido, sería musicalmente impecable y profundamente emotivo, y dejaría a la totalidad del público con una sonrisa de oreja a oreja.

Y así, 2 horas más tarde, con la humildad que los caracteriza, gratamente sorprendidos y evidentemente emocionados, los 5 saludarían a su público durante un buen rato, hasta que Danny, el emérito director de la genial orquesta, diera una certera órden final y el telón volviera a cerrarse.

Fuente: www.rock.com.ar

Noche Death en GIER!

Alma Matter, Metempsicosis, Killing Season y Extrema, 4 de las bandas más poderosas de la escena under nacional, se presentan en GIER en una noche a puro Death Metal.


DOMINGO 24 DE NOVIEMBRE, desde las 18 en GIER Music Club (Av. Alvarez Thomas 1078) | Show Apto Todo Público.

Entradas a la venta en Metal-Mania (Lavalle 663 Loc. 9, Microcentro, CABA)

ALMA MATTER. Encargados de cerrar la noche, se fueron teloneros de Cannibal Corpse en su última visita. Alma Matter vuelve a Capital para cerrar su gira por el interior y exterior del país.

METEMPSICOSIS. Fusiona los más oscuros death y black metal, llevándonos por pasajes sinfónicos y melódicos. Estará presentando temas de su primer EP.

KILLING SEASON. Banda de death metal melódico que promete un sonido devastador. Su formación cuenta con los ex 'Vorax' Willy Araya y Ernesto Rodriguez.

EXTREMA. Reciéntemente teloneros de Cannibal Corpse en el Teatro Vorterix. Ofrecerán un show impactante, repasando temas de su EP 'Silencio'.

Arpeghy adelanta material de su próximo disco

La banda argentina de hard rock vuelve al Roxy Live de Palermo para adelantar material de lo que será su segundo larga duración.


SÁBADO 19 DE OCTUBRE, desde las 19 en THE ROXY LIVE (Niceto Vega 5542)

Bandas invitadas: Ironía | Sexta Casa

Arpeghy nace en 2007, y lanza su primer trabajo de estudio (un EP de 5 canciones) en 2009. Al poco tiempo, a mediados de 2010, la banda edita su primer trabajo larga duración, 'Mi Camino', grabado en Estudios El Pie y masterizado en Los Angeles.

Durante 2011 y 2012 consolidan su formacion, y se presentan en todo el circuito de Capital Federal, Gran Buenos Aires, y el interior de nuestro país, siendo teloneros de bandas de la talla de Sonata Arctica, Symphony X, Europe, Rudy Sarzo, participan de las ediciones 2012 y 2013 del Cosquin Rock, y del festival mas importante de heavy metal argentino: el Metal para Todos.

Hoy Arpeghy forma con Alejandro Fernández en voz, Diego Solís en guitarra, Sergio 'Rocky' Maesano en bateria, Jorge Justo en teclados y Gonzalo Alvarez en bajo.

+info: www.arpeghy.com 

5 de octubre de 2013

Anathema presenta 'Weather Systems' en Argentina

Anathema vuelve a la Argentina para presentar 'Weather Systems', su trabajo más reciente.



SÁBADO 12 DE OCTUBRE, en el Teatro de Flores (Av. Rivadavia 7806).

Entradas a la venta por sistema Ticketek.

Anathema, se formó en Liverpool, tierra de los Beatles, en 1990, bajo el nombre de Pagan Angel, con Darren White (voces), Daniel Cavanagh (guitarra), Vincent Cavanagh (guitarra), Jamie Cavanagh (bajo) y John Douglas (batería). En noviembre del mismo año lanzan el demo 'An Illiad Of Woes', que cultiva un estilo muy ligado al black metal, con voces guturales y guitarras muy distorsionadas. Así, junto con Paradise Lost y My Dying Bride, colaboró, en sus comienzos con el desarrollo del Doom y Death Metal.


A partir de Eternity, su tercer disco, Anathema comienza a alejarse paulatinamente de la escena Doom, para ir transformándose en una banda dentro de lo que actualmente puede reconocerse como rock atmosférico, rock experimental/post rock, con sugerentes toques de rock progresivo. El viraje terminará de consolidarse en 1999 con el lanzamiento de Judgement, marcando así la completa retirada de la escena del doom metal para enfocarse en sonidos más suaves y atmosféricos, poniendo el énfasis en las cadencias lentas y experimentales. Este nuevo sonido ha sido comparado, entre otros, con el de artistas como Pink Floyd, Jeff Buckley, Radiohead, entre otros.

Weather Systems es el 13avo trabajo de estudio de la banda. Fieles a su tradición la placa, que cuenta con la participación de la increíble Anneque van Giersebrgen, profundiza y consolida aun más un estilo tan propio como excepcional.


+info: Icarus Music

2 de octubre de 2013

Dream Theater: Lo nuevo de Petrucci & Cía.

Por Víctor Spinelli, para Rock.com.ar

'Dream Theater', doceavo trabajo de estudio del quinteto estadounidense - primer homónimo de su carrera -, acaba de salir a la venta, terminando de una vez con las lógicas ansiedades de la espera ¿Cómo sería un disco de Dream Theater sin Mike Portnoy controlando obsesivamente cada detalle e imprimiendo su inconfundible y genial impronta en cada compás?


Las opiniones, como era de esperarse, son divergentes. Mientras que los fundamentalistas de 'Awake' e 'Images & Words' claman (como desde hace 20 años) por composiciones de aquel estilo, otros, que de a poco han ido aceptando la sana e impredecible evolución de la banda, lo devoran varias veces al día, asimilando poco a poco y sin prejuicios lo que el nuevo Dream Theater, ahora con Mike Mangini tras los parches, tiene para ofrecer.

La primera diferencia importante está, lógicamente, en la batería. Entre otras cosas, apenas comenzado el álbum se hace evidente la ausencia de aquellos interminables fills de toms, marca registrada del miembro fundador que dejara la banda en 2010. Mangini - que en su segundo disco junto a Dream Theater participa también como compositor - se destaca por otras cosas: velocidad, precisión, contundencia, versatilidad. Mangini no se engolosina. Mangini se mide. Y acierta. En este sentido, nos encontramos con bases más lineales, sin tantos firuletes. El resultado, sin embargo, es positivo: canciones dinámicas y accesibles - que probablemente llamen la atención de nuevos oyentes -, pero de candencias agresivas y contundentes.

La extraordinaria pero breve pieza instrumental en tres movimientos que abre la obra, 'False Awakening Suite' (I. Sleep Paralysis, II. Night Terrors y III. Lucid Dreams), funciona muy bien como disparador de un disco que, sin embargo, inmediatamente tomará un rumbo completamente distinto con el primer corte de difusión, la agresiva y metalera (la más metalera de la placa) 'The Enemy Inside', dedicada a los miles de veteranos que, lejos de la guerra, aun sufren las consecuencias de servir en el frente.


Otro vuelco inesperado e interesante llega con 'The Looking Glass', que transporta automáticamente al fundamental camino trazado por Rush a principios de los 80s. Por un rato nos olvidamos del metal para quedarnos con un rock progresivo de riff ganchero y buena onda. Enseguida, el fenomenal y violento instrumental 'Enigma Machine' ciertamente hace sospechar el liderazgo asumido por John Petrucci en términos de composición, al inscribirse en el tipo de melodias que podrían funcionar tranquilamente en un segundo disco solista.

Una bruta porción de torta de chocolate con dulce de leche: Así suena la guitarra del amo de las 6 cuerdas. Tal cual la foto con la que, en el estudio, JP grafica sus expectativas: "Muchas capas, mucho cuerpo y profundidad, y con la cantidad justa de glaseado".

La melódica 'The Bigger Picture', la más violenta 'Behind The Veil' y la también rockera 'Surrender To Reason' serán consecuentes con el giro de los últimos 3 o 4 discos del quinteto: canciones de 6 o 7 minutos, con contrastes de tempo entre verso y estribillo (melódico uno y dinámico el otro, o viceversa). La anteúltima y sencilla pieza, 'Along For The Ride' - segundo single y apuesta "melosa" del disco a la manera de DT, con el infaltable sólo aflautado del teclado de Jordan Rudess -, hará contraste con el track final, la épica obra de 22 minutos titulada 'Illumination Theory' (I. Paradoxe de la Lumiére Noire, II. Live, Die, Kill, III. The Embracing Circle, IV. The Pursuit of Truth y V. Surrender, Trust & Passion), en la que el bajista John Myung se lucirá como nunca, y de la que no se puede decir más que una cosa: otra obra de arte como las que sólo Dream Theater puede maquinar.


Quizás el punto más flojo del disco sea la ¿aparente? falta de fuerza de James La Brie. Quizás los años no vienen sólos, o la fuerte impronta instrumental del álbum relegó al vocalista a un lugar secundario. Como sea, en muchas partes - y no hay muchas partes cantadas -, el canadiense parece desmotivado, le falta agresividad; lo que resulta curioso, dado que en su más reciente trabajo solista, Impermanent Resonance (2013), larga toda la carne al asador.

Así y todo, el resultado final es sumamente positivo. 'Dream Theater' es equilibrado, innovador, entretenido, magistralmente tocado. Difícil. Dificilísimo para los más conservadores. Para los mejor predispuestos al cambio, sin embargo, es uno de esos discos que al principio cuestan pero, con las escuchas, termina enamorando.

El reciente lanzamiento - sumado a la inmimente presentación de la obra audiovisual 'Dream Theater: Live at Luna Park' en salas de todo el mundo, y que según informó Dream Theater Argentina, estaría llegando a nuestros cines hacia noviembre/diciembre - augura un gran año para la banda, represente indiscutible del género a nivel mundial.



Fuente: Rock.com.ar

Related Posts with Thumbnails